Aprender ornitología

8 pequeñas aves que te miran desde los árboles

Muchas veces la gente me pide que les lleve a ver pájaros y esperan que nos demos un paseo por un bosque, o al menos, una zona con bastante arbolado, ya que relacionan este tipo de hábitat natural con la abundancia de especies. Y es verdad, pero lo que no saben es que encontrar y reconocer aves en zonas boscosas es más complicado que en terrenos abiertos. El entramado de troncos y ramas supone un buen camuflaje y una dificultad añadida a la hora de no perderse buscando con los prismáticos. Pero hay unas pocas aves que con paciencia, buen oído y un poco de pericia nos encontraremos frecuentemente en zonas arboladas.

Solución al reto de identificación 3: Aves acuáticas en un humedal

Pasadas las vacaciones y el verano, retomamos la actividad de este nuevo “curso escolar de ornitología” resolviendo el reto de identificación de aves que os planteamos la última vez. Era bastante sencillo en general si habíais leído nuestro post sobre aves acuáticas o contabais con la ayuda de una guía de aves (siempre os recomendamos tener al menos una de las recomendadas en nuestra comparativa).

Reto de identificación 3 : Aves acuáticas en un humedal

Vista del humedal desde el primer observatorio de aves

Lugar: Zona húmeda del sureste de la Península Ibérica.
Mes: Julio
Hora: 9:00h
Hábitat: Humedales de agua con salinidad variable y vegetación  palustre.
Meteorología: Día caluroso y soleado.
Nivel de dificultad: Bajo-Medio.

Las 12 aves acuáticas que (casi) siempre verás en un humedal: Y no, no son todo patos

aves acuáticas humedal curso ornitología

Retomamos los artículos para aprender ornitología, con la intención de ir poco a poco configurando un pequeño curso de ornitología gratis con el que poder comenzar a identificar las aves comunes. En esta ocasión nos vamos a ir a una zona de humedal, tan comunes en esos viajes que hacemos por vacaciones o de fin de semana, y en los que de tanto en tanto pasamos por zonas con acumulaciones de agua (ya sean lagos, salinas, pantanos, etc.) en las que suele haber un observatorio de madera al que la gente se acerca a mirar. Una vez dentro, la gente se asoma y mira el paisaje, ve tropecientos “patos” y se vuelve a casa, cosa que podría haber hecho sin haber entrado en la caseta pero, ya que estamos, hay que entrar….

Y ahora…¿qué hago con mis observaciones de aves? (II): El blog y el cuaderno de campo digital

Captura de pantalla de la hoja excel con recuento de especies de aves

Como ya vimos en nuestra anterior entrada, hacer un cuaderno de campo para aves, por ejemplo, es un trabajo duro pero muy satisfactorio. El caso es que los nuevos tiempos mandan y , por muy romántico que siga siendo el cuaderno de campo tradicional, el hecho de que hasta las personas mayores  hagan cursos de informática, invita a todo el mundo a pasarse al formato electrónico o al menos a combinar ambos. ¿Qué opciones tenemos? Veámoslas.